sábado, 30 de noviembre de 2013

Se acerca la Navidad

Como ya estamos en diciembre y falta muy poco para la Navidad, pongo un especial navideño de Horrible Histories, el cual es muy gracioso. Pero la parte final en donde presentan la tregua que hubo en diciembre de 1914, en plena Primera Guerra Mundial me puso muy triste. Pero espero que lo disfruten.


Cuando se pierde la dignidad humana por ser consumista

Como anteriormente he dicho: lo que pretende la élite es que el ser humano se convierta en un simple consumidor. Cuando se pierde la dignidad se pierde algo más que unos cuantos valores, se pierde el valor del ser humano, de lo que puede aportar a la sociedad y a su familia. Cuando uno es un "simple consumidor", las personas se arrastrarán por poseer algo. El lema principal parece ser "agárralo antes de que alguien te lo gane", para ello no dudarán en comportarse como animales para ganar el artículo que anhelan. 



    Lo que implica el "super Black Friday" va más allá del comportamiento animal de los consumidores. Lo sorprendente es que ha habido muchas riñas en Wal-Mart, una de las peores empresas del mundo.Por supuesto ésta situación no es responsabilidad de los equipos de mercadotecnia que tienen el poder de hacer papilla el sentido común para convertirle en sentido consumista. La responsabilidad recae en cada uno de las personas que ceden ante el deseo poseer más más y más.

    Cosas o "stuff" innecesarias, sin mencionar que la mayor parte de las compras se realizan a crédito, con las fluctuaciones financieras que las tasas de intereses representan. De hecho en las reformas fiscales de México y Estados Unidos plantean que las deudas de tarjetas de crédito puedan ser saldadas con la incautación o desahucio de bienes inmuebles sin necesidad que estén hipotecados. Grupos financieros como American Express y Citigroup están entre las que apoyan estas reformas en el ámbito financiero. 

    Otro asunto son las condiciones laborales en las tiendas que participan en la "fiesta consumista del año". En sus cheques finales se les descuenta parte del salario a los trabajadores para  compensar que las promociones que ofrecieron no afecte su margen de utilidades. Lo anterior ocurrió en "el buen fin 2013" en la tienda El Palacio de Hierro, donde se descontó 20% de las comisiones a los empleados por cuestión de "cupones". 

    Lo importante es que antes de permitir que la mercadotecnia se nos meta a comer nuestros cerebros, es de considerar si lo que hacemos está condicionado por nuestra Voluntad como seres Humanos, o por el contrario si somos zombies que en lugar de devorar cerebros, devoramos mercancías. 

jueves, 28 de noviembre de 2013

Pemex Internacional: Lo que no sabías



Maestro Enrique Pastor Cruz, excelente tema en relación a PEMEX. Sumamente importante dados los parámetros actuales que nos competen ahora, especialmente en el aspecto básico de los Energéticos

lunes, 25 de noviembre de 2013

La Violencia de género es mucho más que la violencia directa

Pedro Antonio Honrubia Hurtado
Rebelión



Violencia simbólica, cultura, estructural y directa

Según la Declaración sobre eliminación de la Violencia contra las Mujeres, (Resolución de la Asamblea General 48/104, 1993) podemos considerad violencia contra las mujeres –o violencia de género-: Todo acto de violencia basado en la pertenencia al sexo femenino que tenga o pueda tener como resultado un daño físico, psicológico o sexual para la mujer, así como las amenazas de tales actos, la coacción o la privación arbitraria de la libertad, tanto si se producen en la vida pública como en la vida privada.

La violencia, no obstante, según Johan Galtung, tiene diversos rostros: la violencia directa: donde hay un actor que comete el acto de violencia (agresiones físicas, violaciones y acoso sexual, las guerras; violencia estructural: ataca de forma más lenta y pausada, no hay un actor directo, puede ser manifiesta como desigualdad de oportunidades ante la vida (marginación, hambre, malnutrición...) ; violencia cultural: más sutil y difícil de percibir, basada en estereotipos e idealizaciones ideológicas, en ideas que construyen el sentido común del que es participe, de manera directa o indirecta, el global de la sociedad, de ahí su papel legitimador de las demás violencias. Mediante un modelo triangular, Galtung explica cómo todas estas violencias interaccionan y se retroalimentan entre sí. La violencia estructural y la violencia cultural, reproducen la violencia; se reproducen a sí mismas y constituyen la base de la violencia directa. Este modelo triangular de Galtung permite dilucidar las causas que mantienen en constante relación los tres tipos de violencia. Estos flujos circulan en todas las direcciones, ya que la violencia se origina en cualquiera de los vértices, siendo el más significativo el que parte de la violencia cultural pasando por la estructural y terminando en la directa. En el ámbito de la violencia de género, este modelo queda plenamente de manifiesto.

También hay otro tipo de violencia estrechamente vinculada a la violencia cultural: la violencia simbólica, que para ser comprendida eficazmente ha de ser analizada desde una perspectiva particular, en tanto y cuanto es una manifestación concreta, a través del poder de los símbolos sociales, de la violencia cultural. La violencia simbólica se puede definir como el poder para imponer la validez de significados mediante signos y símbolos de una manera tan efectiva que la gente se identifique con esos significados. De alguna manera, podríamos decir que es una manifestación directa de la violencia cultural, que sin llegar a ser violencia directa, opera en la práctica de una manera muy similar, en tanto y cuanto tiene una naturaleza agresiva muy marcada. La violencia simbólica es el acto agresivo-violento presente en los códigos simbólicos de la sociedad. No es tan sólo que legitime la violencia directa o estructural, sino que en sí mismo es un acto violento. Estos códigos simbólicos son impuestos por los sujetos dominantes a los sujetos dominados, sometiéndolos con ello a una determinada visión del mundo, de los roles sociales, de las categorías cognitivas y de las estructuras mentales que son intrínsecamente violentas.

Todos estos tipos de violencia siguen estando hoy presentes en la vida de las mujeres del estado español, siendo la violencia directa con resultado de muerte solo uno de los fenómenos que la violencia de género genera en nuestra sociedad, sin duda el más dramático, pero no el más generalizado y mucho menos el que tienen una mayor alcance cotidiano en la vida de la mayoría de mujeres de nuestra sociedad, además de que nos sería imposible entender tan dramático y detestable fenómeno sin vincularlo a esos otros tipo de violencia estructurales, culturales y simbólica.

La violencia de género más allá de la violencia directa

No queremos marear aquí con cifras y datos interminables, que los hay de sobra y pueden ser sencillamente encontrados con búsquedas no demasiada complejas en cualquier buscador de internet, sencillamente pretendemos resaltar este hecho que nos parece fundamental, para que el 25-N no sea solo el día en que los fenómenos más dramáticos de la violencia de género copan los titulares de prensa, sino, como bien hacen diferentes organizaciones y colectivos feministas cada año, el día en el que la sociedad pueda y deba reflexionar sobre esta lacra que es la violencia de género de manera global, tanto en lo referido a la violencia directa como en lo que tiene relación con todos esos otros fenómenos cotidianos –estructurales, culturales y simbólicos- que tanto dificultan la vida de la mujer y su lucha por la igualdad y el empoderamiento.

La existencia de una brecha salarial de género, las condiciones de precariedad laboral, el trabajo subcualificado, los nichos laborales feminizados, la tendencia a reproducir socialmente las causas que generan la feminización de la pobreza y/o las desigualdades en el reparto del trabajo no remunerado en el seno del hogar, nos puede servir , basándonos en todos los datos y estadísticas que se derivan de diferentes estudios realizados en los últimos años que así demuestran todas y cada una de estas realidades, como elementos probatorios, como datos cuantitativos para mostrar la existencia de una violencia de género, de tipo estructural, cultural y simbólica, generalizada.

Cuando una mujer cobra menos que un hombre en un mismo puesto de trabajo por el simple hecho de ser mujer, cuando el trabajo que realiza en el ámbito del hogar es un trabajo que, precisamente por estar asociado en el imaginario colectivo a la mujer, no es valorado ni reconocido socialmente, cuando la mayor parte del trabajo precario recae en las mujeres, cuando sus pensiones son de media varios cientos de euros menores que las de los hombres, cuando entre las mujeres en edad de jubilación la tasa de pobreza es varios puntos superior a la de los hombres, cuando se sigue considerando el trabajo femenino como una “ayuda” a la economía familiar en el caso de que la mujer conviva en pareja con un hombre y, a su vez, el trabajo doméstico del hombre se vea como una “ayuda” a la labor que en ese ámbito le corresponde por norma a la mujer, cuando las mujeres dedican más del doble del tiempo a las tareas de cuidados que los hombres, o cuando la salida de la mujer al mercado laboral lleva implícita un aumento de sus responsabilidades totales –al no disminuir las que le son propias por norma en el seno del hogar-, podemos hablar, sin duda, de que estos elementos son parte de una violencia de género estructural, cultural y simbólica generalizada.

Tales hechos están condicionados por los roles y estereotipos de género que siguen presentes en la sociedad, según los cuales la mujer es menos apta que los hombres para realizar trabajos fuera del hogar y viceversa, así como es mejor “cuidadora” que aquellos a la hora de atender las necesidades de las personas dependientes y tantas otras cosas del estilo. Eso es violencia simbólica.Es bien sabido, por ejemplo, que cuando en una pareja existe un debate en torno a quien de las dos personas debe abandonar su trabajo remunerado para hacerse cargo de los trabajos vinculados al hogar o los cuidados, en la inmensa mayoría de casos será la mujer la que acabe por abandonar su trabajo remunerado para centrarse en tales fines.

Esto es, esta violencia simbólica luego tiene su reflejo en una sociedad donde todo aquello que se vincula con el trabajo femenino está peor valorado socialmente, y en algunos casos está totalmente desvalorado, en relación al trabajo que se considera propio de hombres (violencia cultural), y ello luego genera que tanto en el ámbito laboral remunerado, como en el ámbito doméstico no remunerado, sea la mujer la que se vea perjudicada por las consecuencias prácticas de tales planteamientos culturales generalizados, ya sea mediante un salario más bajo para un mismo puesto de trabajo que el hombre, ya sea por una pensión más baja al no haber podido cotizar en condiciones de igualdad con el hombre, ya sea por verse obligada a aceptar unas condiciones de precariedad laboral que parecen estar pensadas para adaptarse a las demandas laborales de las mujeres, ya sea porque deba cargar sobre sus espaldas con el peso de las tareas domésticas y de cuidados ante el abandono o desprecio de las mismas por parte de los hombres, podemos hablar de violencia estructural de género, una violencia que tiene una relación directa con la violencia cultural y la violencia simbólica de género tal y como las estamos planteando aquí.

Como decimos, los datos que muestran la existencia de tales violencias, con alcance generalizado, pueden ser fácilmente encontrados con una sencilla búsqueda por internet y todos ellos están sobradamente demostrados y contrastados. Si no los incluimos aquí es básicamente porque ello nos llevaría a tener que realizar casi un trabajo académico, y la intención de este artículo no es la de demostrar nada, sino, simplemente, la de inducir a la reflexión, para lo cual, entendemos, basta con citar lo que cualquier persona con un mínimo interés puede rápidamente comprobar como cierto, algo que, de hecho, nosotros ya previamente, aunque no se recoja aquí, hemos hecho. Nada de lo que se dice en este artículo sobre las desigualdades laborales y culturales entre hombres y mujeres es falso, todo está debidamente contrastado con datos y estudios que lo demuestran y esos estudios están al alcance de cualquier en internet mismo.

Tipos y espacios de la violencia de género: hoy los mismos que ayer

Sin embargo, antes de continuar, sí merece la pena detenerse a remarcar un hecho: existe una relación directa entre todos estos tipos de violencia cultural, simbólica y estructural de género, con aquellos espacios tradicionales donde desde hace siglos la violencia de género se ha hecho presente (en la familia y el mundo laboral), así como entre aquellas actividades que tradicionalmente han sido características de la opresión de la mujer (trabajo doméstico y ámbito de los cuidados) y los diferentes modos que la violencia de género tiene de darse en nuestra sociedad. Por ejemplo, no es casualidad que el trabajo que es propio de esos nichos laborales femenizados mencionados, sea precisamente aquel trabajo que tradicionalmente ha sido propio de la mujer, como es el cuidado de las personas dependientes o las tareas del hogar. De la misma manera, tampoco es casual que los mayores índices de violencia directa sobre las mujeres, esa que sí parece, por suerte, haber desatado en los últimos años una mayor preocupación social e institucional, se sigan dando principalmente en el ámbito familiar y del hogar, así como en el ámbito laboral. Esto muestra la existencia de una estrecha vinculación entre los patrones tradicionales de violencia de género y, pese a los avances en materia de igualdad de género, los patrones actuales de la misma, tanto en sus formas como en sus espacios físicos y simbólicos de desarrollo y ejecución. Los roles de género siguen desempeñando un papel fundamental en la existencia de todas estas violencias, de hecho, tales roles de género son, tal y como se plantean socialmente en la actualidad, violencia de género.

El problema que viene de la mano de esta violencia simbólica de género se acentúa si entendemos que normalmente las diferentes formas que ésta asume en la realidad social de nuestros días se complementan y se refuerzan las unas a las otras. Que el trabajo doméstico y/o de cuidados se perciba socialmente como una trabajo “de mujeres” es ya en sí mismo un ejemplo de cómo la violencia de género tiene unas bases simbólicas y culturales muy importantes y contra las que es bastante complicado luchar a corto plazo. Pero cuando, como se ha dicho, además este trabajo, por el hecho simbólico de estar vinculado a la mujer, se desvaloriza y se tiene, pese a la importancia real del mismo (¿qué sociedad podría funcionar sin este tipo de trabajos vinculados a las tareas domésticas o los cuidados?), como trabajos que ocupan los escalones más bajos en la mentalidad colectiva respecto de las actividades laborales –remuneradas o no- que tienen valor en nuestra sociedad, el problema para la mujer es doble: tanto en lo privado como en lo público cualquier cosa vinculada a la mujer queda relegado a un segundo plano. Es decir, la mujer es inferior al hombre en cualquier espacio de la vida social, y, en consecuencia, cualquier actividad vinculada a ella en el imaginario social debe necesariamente ser de la misma manera percibida como inferior, tanto en el espacio público como en el espacio privado. Y aunque pueda sonar extravagante, la comparación entre el papel que la sociedad otorga al deporte femenino en comparación con el deporte masculino es buena muestra de ello.

De la misma manera, cuando estos roles de género se relacionan con otras representaciones simbólicas que son propias de nuestro marco de valores instituido socialmente, las relaciones de dominación y subordinación de la mujer respecto del hombre que tales roles sustentan y fomentan, se hacen presentes de tal forma que la violencia de género tiende a alcanzar sus situaciones más dramáticas y sangrientas, así como garantizan que la cotidianidad de la violencia de género acabe por ser una hecho instituidor de la sociedad en sí mismo: la sociedad se construye y desarrolla necesariamente sobre la base de una violencia de género generalizada.

Sexualidad, relaciones de pareja y violencia de género

La opresión sobre la sexualidad femenina, en comparación con la sexualidad masculina (hablando siempre, claro está, desde el plano de la heterosexualidad), es, por ejemplo, una de estas violencias simbólicas que, al mezclarse con otros elementos sociales como es por ejemplo el modelo normativo que se impone como referencia cultural para las relaciones de pareja, acaban teniendo unas consecuencias dramáticas para la mujer.

Aunque es obvio que ha habido cierto avance en este sentido, aquella idea de que la mujer debe tener una vida sexual no promiscua, so pena de ser considerada socialmente como una “puta” (“putón verbenero” le escuchaba decir hoy a una chica en el autobús, en una conversación con su pareja, al referirse a una “amiga” de ambos que, parece ser, había tenido la osadía de serle infiel al novio), a diferencia del hombre que puede ser todo lo promiscuo que quiera sin necesidad de tener que sufrir ningún tabú social por ello (“el novio también le había puesto los cuernos, pero la quiere y como ella no se enteraba, pues la relación iba funcionando”, le respondía en la citada conversación el chico a la chica que había hecho el comentario anterior), sigue siendo una idea simbólica y cultural plenamente integrada en nuestra sociedad. Algo que, obviamente, como denota la citada conversación, tiene consecuencias sociales y muy graves en no pocas ocasiones.

Si el hombre es percibido culturalmente, de forma general, como un ser superior a la mujer, si cualquier actividad vinculada directamente a la mujer es a su vez percibida como inferior, si además es la mujer la que en ningún caso debe ser promiscua si quieres ser una mujer "digna",y, además, el amor es asimismo percibido culturalmente, como lo es en nuestra sociedad, como una relación de posesión mutua, algo así como una relación sustentada en la propiedad privada respecto de la sexualidad del otro elemento de la pareja –fidelidad sexual-, finalmente se abre la puerta de par en par para una macabra lógica cultural que puede llevar fácilmente a la conclusión sentida y vivida por el hombre de que la mujer es una posesión suya y solo suya. Amor como propiedad privada y patriarcado son entonces las dos caras de una misma manera con trágico resultado: la violencia de género en sus versiones más trágicas y horripilantes.

Más concretamente, si el hombre se auto-percibe culturalmente como un ser superior a la mujer, y, a la par, entiende también culturalmente la relación amorosa como una relación posesiva, es decir, una relación donde los amantes se poseen mutuamente, finalmente la mujer acabará siendo vista como una posesión del hombre, pues es la propia cultura la que así lo indica: los dos se posén mutuamente, pero el hombre manda en última instancia. La relación deja de ser, pues, una relación de doble sentido posesivo, para convertirse en un objeto cuyo dueño es el hombre. Se cosifica psicológicamente el concepto mismo de pareja, e implícitamente se cosifica a la mujer, pasando ambas "cosas" a ser propiedad privada del hombre que así piensa.

Así, a poco que el hombre perciba de alguna manera (real o ficticia) que este nexo posesivo comienza a romperse, o que está puesto en entredicho, recurrirá a la violencia para “re-direccionar” la relación por el "camino correcto": el de la sumisión respecto del que se siente su amo. Además porque, al ser la promiscuidad de la mujer un tema de "dignidad", la fidelidad es para el hombre un tema de "honor" (de ahí que a la mujer se le insulte llamándola "puta" y al hombre llamándole "cabrón"). Los celos, de hecho, suelen ser una de las principales causas de la violencia de género directa, tanto física como psicológica.

De igual manera, en caso de ruptura de la pareja, o de simple intento de ruptura, cuando lo que antes el hombre veía como una posesión deja de repente de serlo, cuando los derechos de “propiedad” dejan de tener efecto, estas mismas personas suelen no estar lo suficiente capacitadas como para aceptar tal hecho, pues la idea de que la pareja es para uno y sólo para uno “hasta que la muerte los separe” prevalece sobre la razón y la independencia de la otra persona. La violencia es aquí un modo de indicar que no es posible que la mujer abandone el seno de la pareja si no es bajo la aceptación voluntaria del hombre, del amo por excelencia en la relación, del verdadero dueño de la propiedad mutua. La mujer pasa a ser algo así como un bien ganancial de la pareja, cuyo único administrador es el hombre.

Y si a eso le sumamos, como decimos, que la dignidad de la mujer se ha asociado y se asocia generalmente, entre otras cosas pero de manera principal sobre todo en lo referido a los temas de pareja, a su no promiscuidad, y que, por derivación, el hombre ve amenazado e insultado su honor -al ser engañado por una mujer “indigna”-, cuando ésta ha cometido una infidelidad o el hombre sospecha que la haya podido cometer o incluso que pudiera querer cometerla en el futuro (aunque sea en la forma de un abandono de la relación para irse con otro hombre en el futuro una vez rota tal relación –“o eres mía o de nadie”-), no es de extrañar que sea precisamente el seno del hogar familiar, y en concreto los asuntos relacionados con las “disputas” sentimentales, el principal espacio social donde se producen las peores muestras de violencia directa de género, en muchas ocasiones, como sabemos por desgracia, con resultado de muerte.

25-N día contra el patriarcado, día contra la violencia de género como instituidor de la sociedad

Pero todo ello, como decimos, no puede ser entendido sin comprender que la violencia de género directa no es más que una proyección a la vida misma, en sus consecuencias más dramáticas, de aquellas otras violencias estructurales, culturales y simbólicas que afectan cotidianamente a la mujer. De hecho, tal y como está concebida la sociedad actual, tal y como se ha desarrollado en las últimas décadas y se sigue desarrollando en la actualidad, la violencia de género no solo es que esté presente en la vida de las mujeres prácticamente cada segundo de sus vidas de una manera o de otra, es que la propia sociedad se ha instituido y se ha desarrollado sobre el patriarcado, esto es, sobre la violencia de género. Porque toda expresión social del patriarcado, sea directa, estructural, cultural o simbólica, es violencia de género, y nuestra sociedad no podría funcionar, de la forma que lo hace, sin la existencia de esta violencia cotidiana y sistemática sobre las mujeres. La violencia de género es, usando la terminología de Castoriadis, un elemento instituidor de la sociedad actual.

Esto es, mientras la violencia de género siga siendo un problema de alcance global, mientras sea un instituidor social, no se podrá hablar jamás de un verdadero avance hacia la igualdad de género, y, por tanto, de un verdadero cambio social. Podremos seguir hablando de transformaciones, sí, pero no de cambio social real y efectivo, y ello porque, como decimos, muchas de estas transformaciones, al no haberse visto acompañadas por un cambio cultural y estructural global, en ocasiones no hacen más que aumentar la situación de discriminación y de desigualdad en la que, a día de hoy, siguen viviendo una mayoría de mujeres. Es más, en muchas ocasiones, es la propia forma en la que se han desarrollado estas transformaciones la que tiene una incidencia directa sobre la perpetuación de la discriminación de género en aquellos espacios donde se venían dando ya desde antes de la existencia de tales transformaciones, actuando, de facto, como impedimentos para que, siquiera a largo plazo, se pueda avanzar en esta pretendida y buscada igualdad.

Por ello el 25-N no debe ser –solo- una día para expresar nuestra indignación contra la violencia directa con resultado de muerte, debe ser un día para la reflexión, un día para, como bien hacen muchas feministas y así deben seguir haciendo por siempre mientras la situación no cambie, denunciar el patriarcado en general, denunciar todas y cada una de las violencias de género que están presentes cotidianamente en la vida de las mujeres. El 25-N es el día contra la violencia de género, ergo es el día contra el patriarcado. Porque toda expresión del patriarcado es violencia de género, y el patriarcado es en sí mismo la forma con la que violencia de género es capaz de instituir cotidianamente a nuestra sociedad.

Rebelión ha publicado este artículo con el permiso del autor mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.

Mujeres Indígenas de México hablan sobre la violencia contra las mujeres...

miércoles, 20 de noviembre de 2013

Redondillas por Sor Juana Inés de la Cruz

Decís que nosotras tenemos una loca en nuestra casa, lo que no admitís es que vosotros sois los que tienen mil locas en vuestra casa llamada cabeza.


 Hombres necios que acusáis
 a la mujer sin razón,
 sin ver que sois la ocasión
 de lo mismo que culpáis:

 si con ansia sin igual
 solicitáis su desdén,
 ¿por qué queréis que obren bien
 si las incitáis al mal?

 Combatís su resistencia,
 y luego con gravedad
 decís que fue liviandad
 lo que hizo la diligencia.

 Queréis con presunción necia
 hallar a la que buscáis,
 para pretendida, Tais,
 y en la posesión, Lucrecia.

 ¿Qué humor puede ser más raro
 que el que falta de consejo,
 él mismo empaña el espejo
 y siente que no esté claro?

 Con el favor y el desdén
 tenéis condición igual,
 quejándoos, si os tratan mal,
 burlándoos, si os quieren bien.

 Opinión ninguna gana,
 pues la que más se recata,
 si no os admite, es ingrata
 y si os admite, es liviana.

 Siempre tan necios andáis
 que con desigual nivel
 a una culpáis por cruel
 y a otra por fácil culpáis.

 ¿Pues cómo ha de estar templada
 la que vuestro amor pretende,
 si la que es ingrata ofende
 y la que es fácil enfada?

 Mas entre el enfado y pena
 que vuestro gusto refiere,
 bien haya la que no os quiere
 y quejaos enhorabuena.

 Dan vuestras amantes penas
 a sus libertades alas,
 y después de hacerlas malas
 las queréis hallar muy buenas.

 ¿Cuál mayor culpa ha tenido
 en una pasión errada,
 la que cae de rogada
 o el que ruega de caído?

 ¿O cuál es más de culpar,
 aunque cualquiera mal haga:
 la que peca por la paga
 o el que paga por pecar?

 Pues ¿para qué os espantáis
 de la culpa que tenéis?
 Queredlas cual las hacéis
 o hacedlas cual las buscáis.

 Dejad de solicitar
 y después con más razón
 acusaréis la afición
 de la que os fuere a rogar.

 Bien con muchas armas fundo
 que lidia vuestra arrogancia,
 pues en promesa e instancia
 juntáis diablo, carne y mundo.

¿Cuándo concluyó o fue liquidada la Revolución social-burguesa mexicana?

Pedro Echeverría V.
Rebelión


1. La Revolución Mexicana, situada en los años 1910-1917, corresponde a la parte armada y al resultado legislativo sobre la revolución; sin embargo se ha escrito ampliamente que una revolución sólo concluye cuando resuelve los problemas que planteó como objetivos. Muchos señalan que la revolución al dar solución a los principales problemas agrarios concluyó sus tareas; otros, por el contrario, señalan que ésta no podrá concluir mientras está resolviendo problemas pendientes. Por ello no ha habido argumentos definitivos acerca si la revolución cumplió, está muerta o sigue adelante.

 2. ¿Qué tareas debió resolver la revolución? Algunos estudiosos demuestran que la revolución al ser burguesa cumplió al instaurar de manera dominante la sociedad capitalista; los que dicen que fue una revolución “social” no dicen nada porque todas las revoluciones son sociales. Otros han planteado que la revolución buscaba el socialismo, pero fue interrumpida; en los tiempos de Echeverría Álvarez se dijo en el discurso que la revolución seguía “arriba y adelante” y, hay incluso estudiosos que han planteado que no hubo revolución porque el capitalismo existía desde el Porfiriato.

 3. Parecería un entretenimiento analizar o discutir lo que fue la revolución. No lo es porque a partir de conocer la historia del país se pueden trazar las tareas que hoy debemos realizar: ¿Se debe continuar con la consolidación capitalista? ¿Se debe luchar por más reformas dentro del sistema dominante? ¿Urge una nueva revolución para cambiar el sistema? ¿Puede confiarse en la sola actividad política sin tener claros los objetivos? Experiencias de revoluciones desvirtuadas, traicionadas, detenidas –en México y en el mundo- llevan a que antes de realizar una acción política sepamos hacia dónde y para qué y a favor de quienes se lucha.

 4. La Revolución armada maderista (1910-13) sólo buscaba derrocar la dictadura de Porfirio Díaz e instaurar una “democracia burguesa” manteniendo intacto el régimen de Díaz. Siendo gobierno Francisco Madero durante casi dos años se opuso a resolver demandas sociales si éstas no estaban contenidas en la Constitución. Fue desconocido por las corrientes revolucionarias que junto a él derrocaron la dictadura y, fue tan débil e inestable su gobierno, que el gobierno de los EEUU y sus aliados militares en México, le dieron un golpe de Estado y lo asesinaron para instaurar un gobierno fuerte.

 5. Contra el asesinato de Madero y la usurpación de Victoriano Huerta, estalló en 1914 la llamada “Revolución Constitucionalista”. Fue la etapa más sangrienta de la revolución que tuvo tres fracciones o liderazgos: a Carranza-Obregón, a Zapata y a Villa. Es el período histórico más estudiado y del que más se ha escrito. Además de las confrontaciones, los asesinatos y traiciones en la lucha por el liderazgo, esta etapa concluyó con la elaboración de una nueva Constitución en 1917. Por ello se ha dicho que con ese paso concluyó de manera definitiva la revolución mexicana.

 6. Una vez proclamada la Constitución había que ponerla en práctica en el campo y en la ciudad; pero antes hubo “arreglos políticos”. Zapata fue asesinado por mantener su lucha campesina por “tierra y libertad”; luego Carranza fue asesinado por el obregonismo por querer imponer un sucesor; también fueron asesinados Flores Magón y Villa por Obregón; después éste fue asesinado por el clero descontento o por el callismo. Lázaro Cárdenas asume la Presidencia, expulsa a Calles del país y realiza una serie de reformas radicales pendientes en repartición de tierras, creación de organizaciones y apoyo a refugiados. Se puede decir que la revolución agraria dio término a la revolución en 1940.

 7. Después de la II Guerra Mundial y con la creación de la ONU en 1945, México entró a su primera etapa de “modernización capitalista”. Desde los gobierno de Ávila Camacho y Alemán en los cuarenta y cincuenta, hasta los gobiernos de Echeverría y López Portillo, el sistema capitalista se intensificó y profundizó hasta llegar a lo que es actualmente. Por eso el PRI decía demagógicamente que “la revolución sigue “arriba y adelante”. Aún el Estado contaba con fuerza económica de más de 1,500 paraestatales e intervenía en política internacional con su discurso “nacionalista revolucionario” que concluyó en 1982.

 8. Concluye esta breve y arriesgada síntesis con la llamada “revolución neoliberal” que inicia el gobierno de De la Madrid en 1982, se extiende y profundiza con Salinas de Gortari, misma a la que dan continuidad Zedillo, Fox, Calderón y Peña Nieto. El neoliberalismo puso el acento en la total privatización en los servicios de salud, educación, vivienda, transporte, comercio, trabajo, etcétera, etcétera. La población mexicana vive en un 80 por ciento en la pobreza y miseria, en el desempleo, inseguridad; pero contrario a ello hay un 19 por ciento de sectores medios y un uno por ciento de millonarios que acumula una gigantesca riqueza con carácter transnacional.

Blog del autor: http://pedroecheverriav.wordpress.com

Rebelión ha publicado este artículo con el permiso del autor mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.
Admirar a los francmasones es como admirar al papa de Roma, solo quien se aferra a la mentira lo hará. Pero las críticas les son inmunes, finalmente tienen su poder y un rebaño que les respalda, con ello lo tienen todo. Empero he de mencionar que gracias a gente valiente sabemos la agenda real de esa que pretende manejar el poder desde las sombras. Ejemplo el risible rey Arturo cuya leyenda revela que solo ante las dotes del hechicero Merlín, logró consolidar su poder, de ese mismo modo se manejan: el poder les importa, no sentarse en el trono.

Son como los dueños de los restaurantes, ofrecen un menú variado y apetecible, pero ellos eligen los ingredientes y los precios. Los cocineros adaptan sus habilidades a las requeridas por el dueño. Eso mismo sucede en el día a día. En realidad no todos los masones son parte del plan para establecer su orden ideal, de hecho es posible que el 95% de los masones admitidos en sus logias nunca serán más que la base de su pirámide, sin conocer las enseñanzas de su amo. El 5% restante son los verdaderos iluminados que poseen el conocimiento real: los Illuminati. Si conocen a algún masón, es posible que solo sea el peón prescindible del ajedrez...

El primer vídeo trata de expresar un margen general de lo que se trata. El segundo sobre la naturaleza de la élite luciferina, los verdaderos amos de la orden y de algo mas.


No me crean e investiguen, usen el sentido común y escarben en la Historia, pues sólo mediante el conocimiento real de la humanidad seremos seres libres.


Recuerden que quienes buscan compartir el conocimiento a las masas, son los que realmente desean el bienestar de la humanidad. Quienes la ocultan, es posible que tengan intenciones que les beneficien...


ASMR Nightmare


sábado, 16 de noviembre de 2013

EU: Entre la conspiración y la estupidez

 Acarrean agua a su molino los adversarios de Obama por James Petras

Las revelaciones de (Edward) Snowden -ex miembro de la Agencia de Seguridad Nacional del gobierno los Estados Unidos- y el impacto de los  documentos filtrados, han sido muy grandes y han afectado todas las relaciones internacionales. 
En el interior, ese demoledor impacto ha causado gran daño al prestigio y la confianza en el gobierno norteamericano. Además, ha provocado descontento, críticas, investigaciones, e incluso una marcha en Washington la semana pasada. 
Ahora, uno tiene que pensar: ¿Por qué las revelaciones de una sola persona han tenido tanto impacto? ¿Cómo es que un gobierno que controla e influye en los medios de comunicación masiva; un gobierno que ha hecho cuatro guerras seguidas; un gobierno que ha montado una gran red de espionaje, está cayendo tan desaprensivamente en esta coyuntura?

Potenciales beneficiarios actúan desde las tinieblas 

Las revelaciones de Snowden tienen enorme impacto, porque hay otras fuerzas más grandes que está utilizando estas revelaciones para desgastar al gobierno. Y uno se pregunta: ¿Quiénes y cuáles son esas fuerzas? ¿Por qué no aparecen abiertamente? 
Yo tengo varias hipótesis: Un sector importante del Ejército ha tomado posiciones críticas a las guerras, a la infiltración de las Fuerzas Armadas y hacia el gobierno de Obama. No hay que olvidar que Obama ha insertado al Ejército en varios conflictos que no han tenido éxito, tanto en Irak y Afganistán, como en las intervenciones en Libia y otras partes. 
Eso le ha costado mucho al aparato militar en pérdida de soldados, en desprestigio y una situación de constante presión por los grupos sionistas en el gobierno. Tienen, pues, interés en que el gobierno se debilite. 
Otra posibilidad, es que un sector capitalista esté también contra la constante guerra y desestabilización de potenciales socios en lugares donde agencias gubernamentales están involucradas, como en los países petroleros del Medio Oriente. 

Aliados europeos hartos; se desvinculan de EEUU 

En todo caso, hay una tercera posibilidad: Que los gobernantes de Europa sientan ya que necesitan mayor independencia frente a las constantes presiones norteamericanas y se aprovechen de estas revelaciones para mostrar su descontento y desvincularse de EEUU. Si juntamos todo ese entramado de fuerzas: Gobernantes supuestamente aliados descontentos, militares reticentes a involucrarse en nuevas guerras, y el sector capitalista preocupado por sus socios externos, podríamos decir que el efecto Snowdenno es simplemente por sus revelaciones, sino la reacción de opositores subterráneos, que ahora aparecen indignados, descontentos, críticos. 
Esas fuerzas, activas, se están beneficiando, porque en este momento Obama no puede lanzar una guerra contra Siria. Primero, porque diplomáticamente EEUU muy jaqueadopor las propuestas rusas y el reacomodo sirio. Siria ha entregado con anticipación todos los datos sobre las armas químicas. 

Nadie quiere entregar Siria a los terroristas 

La oposición al gobierno de Siria está dominada por los extremistas, pero no hay ningún gobierno dispuesto a intervenir y facilitar el poder a los grupos terroristas. 
Más allá de esa circunstancia adversa, aparece el fenómeno de la migración hacia Europa. El terrorismo en Libia está forzando a cientos de miles de personas a salir del país. Todos los migrantes muertos en el Mediterráneo italiano, provienen de Libia. 
Esa es otra razón para que los gobernantes en Europa no tengan disposición para lanzar otra guerra, generar más inmigrantes, más daño, más problemas y más víctimas humanas. Hasta el Papa denunció ya el drama de los inmigrantes. Por estas razones,  el gobierno desgastado de Obama no está en posición de lanzarse a la aventura de una escalada en la guerra contra Siria. 
Resulta claro que Israel está empujando a EEUU a lanzarse a la guerra y romper las negociaciones con Irán. Busca además distraer la opinión internacional para avanzar en su anexión de los territorios palestinos. 

Sabemos que el Mossad ha estado involucrado en muchos acontecimientos que perjudican a EEUU. Hasta la CIA nombra a Israel como el país más agresivo en el espionaje contra EEUU. 
Los israelitas se involucraron en la provocación de la guerra contra Irak; el papel de Israel en los acontecimientos del 9/11 es muy sospechoso. Como hemos visto, estaban celebrando y tomando videos de la caída de los edificios. Es posible que tuvieran un conocimiento previo del evento. 
Sin embargo, yo no creo que los israelíes estén involucrados directamente en esta campaña de desprestigio contra EEUU, cuando necesitan fortalecer la posición norteamericana en la agresión al Medio Oriente. No obstante, es posible que -como competidor por el poder en el Medio Oriente-  quieran fortalecer sus propios proyectos de poder. 
En América Latina se refuerza el satu quo 

En cuanto a América Latina, lo más relevante en este momento es la estabilidad política y la parálisis de los movimientos populares en relación con los gobiernos de centro-izquierda. 
Hemos visto, por ejemplo, en las elecciones legislativas de Argentina, como el oficialismo -el Frente Por la Victoria (FPV)- alcanza un 36 por ciento del voto. La oposición, aunque dividida en cuatro  o cinco fracciones, todavía mantiene posiciones, e incluso avanza 1 o 2 puntos. 
Pero no hay gran cambio en la correlación de fuerzas. La izquierda radical o la izquierda socialista-marxista,  avanzan 6 por ciento. No mucho, pero hay pequeños incrementos aquí y allá. En tanto, los populistas en la oposición, como Pino Solanas, aumentan su voto, aunque no tanto como para influir en el cuadro nacional. 
Lo mismo pasa en Brasil, a pesar de las grandes movilizaciones, la protesta y el desafecto que está impactando a muchos sectores en las ciudades. Las encuestas muestras que Rousseff puede ganar las elecciones en el próximo año. En Bolivia lo mismo. En Uruguay, no creo que haya grandes cambios en el horizonte. 

Tenemos una situación en que las fuerzas de oposición, particularmente el sector popular, está en posiciones de presión para forzar concesiones; luchan por mejoras coyunturales. Pero el estatu quo parece mucho más fortalecido en los últimos tiempos. Ni golpes militares ni transformaciones sociales. Entre el centroizquierda y centroderecha se observa una paridad. 
El lugar donde la polarización y el conflicto son más agudos, es en Venezuela, porque está frente a las elecciones municipales en diciembre y  EEUU tiene penetrados los grupos de oposición y los medios de comunicación de masas.

Venezuela es entonces el único lugar donde podríamos ver algún cambio regresivo. Los golpistas y la ultraderecha proimperialista están trabajando para ver si puede conseguir mayor fuerzas municipal para lanzar otra campaña golpista-electoralista juntos contra el gobierno de Maduro y partido el Socialista Unido de Venezuela. 
Si la izquierda gana en Venezuela, podría impactar más en América Latina, pero no en el sentido de fortalecer a los movimientos revolucionaros, sino más que nada fortalecer los sectores reformistas como los de Evo Morales, en Bolivia;  Ortega, en Nicaragua, y Correa, en Ecuador. 
Frente a ese cuadro, EEUU no puede imponer el golpismo porque las fuerzas antiimperialistas siguen teniendo influencias; opera indirectamente a partir de presiones sobre los partidos gobernantes de centro-izquierda. 

Obama: Con esos amigos, ¿para qué quiere enemigos? 
 Para finalizar, no puedo dejar de comentar la mediocridad, la falta de flexibilidad y la tontería; la imbecilidad que está presente en el gobierno de Obama. Frente al enorme escándalo y el desprestigio del gobierno,  la única respuesta de la Casa Blanca es que el Presidente no sabía sobre el espionaje. 
O es completamente un ignorante o es simplemente un mentiroso, porque todas las actividades de seguridad nacional pasan por la Presidencia y él tiene que firmar actas que afectan la dirección de países aliados y adversarios. Encima, la respuesta de algunos funcionarios es que los países europeos deberían estar agradecidos por el espionaje norteamericano. 

Ahora, si uno lee esas declaraciones, se pregunta: ¿Quiénes son los que carecen de tacto y de capacidad diplomática para tratar problemas tan graves? Es una expresión de decadencia de los EEUU que funcionarios y voceros del gobierno sean tan estúpidos. Y digo estúpidos, no simplemente reaccionarios. 

domingo, 10 de noviembre de 2013

Reporte de expertos suizos afirma que Yasser Arafat fue envenenado


En lo personal, no me sorprende éste hecho. Tras observar objetivamente no es de sorprender que se tratara de un magnicidio discreto, sobre todo si se trata de alguien que representa un bloque que altera el status quo forzado en Medio Oriente, en la llamada "Creciente Fértil", la zona con mayor cantidad de agua de la zona. Además de entrada a otros Estados. Sin embargo lo preocupante no es que se haya asesinado a un jefe de Estado, si no que el pueblo palestino sigue sin ver la justicia que se les debe.

     Desde Mayo de 1948, cuando el protectorado Británico abandonó al entones Estado Palestino, se permitió la entrada de armas a los territorios, pero dichas municiones llegaron a manos Sionistas. Ojo, PARA SER SIONISTA NO ES NECESARIO SER JUDÍO. HAY MUCHOS SIONISTAS QUE PROFESAN OTRAS RELIGIONES. De hecho hay una gran cantidad de Rabinos antisionistas, como David Weiss que se reconocen en contra de la misma doctrina. 

Recomiendo el libro de Rius "Los Judios, del judío errante al judío errado".

Reforma educativa: otra derrota neoconservadora

Reforma educativa: otra derrota neoconservadora

Miguel Ángel Ferrer
Rebelión


En México, como bien se sabe, existen dos poderosas organizaciones de maestros. Una es el Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE). Se trata de un sindicato blanco, patronal, charro, oficial o corporativo, de afiliación forzosa, verticalista, antidemocrático y cuya jefatura es decidida e impuesta por el gobierno.

 La otra es la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE). Esta es una agrupación de participación voluntaria, de carácter insurgente o antioficialista, horizontalista y cuya dirigencia es elegida democráticamente por sus propios miembros sin la mínima participación e influencia gubernamental.

 Pero ocurre que muchos maestros pertenecientes a la CNTE, con toda seguridad decenas de miles, siguen siendo miembros del SNTE. Militan en mayor o menor grado en la CNTE, sin haberse desligado de manera formal del sindicato charro. Esto lo saben tanto el SNTE como las autoridades educativas y políticas del país, pero no pueden hacer nada para evitarlo, pues la participación en la CNTE no es una cosa oficial o documentada y, además, tal participación está protegida por la Constitución General de la República que ampara el derecho de los ciudadanos a la libre asociación.

 Por otra parte, cualquier intento de los charros o de las autoridades por sancionarlos o expulsarlos del sindicato blanco implicaría el éxodo de los sancionados o expulsados al sindicato democrático, con el consecuente fortalecimiento y radicalización de éste y el obvio debilitamiento del sindicato blanco.

 Más allá, sin embargo, de la participación (doble o única) en cualquiera de las dos organizaciones gremiales, la mal llamada reforma educativa atenta contra los derechos, las conquistas y, sobre todo, el empleo de la totalidad de los maestros.

 Para enfrentar esta situación de riesgo laboral, tanto la CNTE como el SNTE han armado una estrategia de defensa. Defensa de los agremiados y, consecuentemente, de la propia organización.

 Como es público, la CNTE ha optado por el rechazo abierto de la mal llamada reforma educativa mediante la movilización social permanente, los plantones, las marchas y otras formas de protesta.

 El SNTE o, mejor dicho, su dirigencia, luego del encarcelamiento de la principal dirigente, Elba Esther Gordillo, que se opuso pública y desafiantemente a la tal reforma, ha optado por simular que acepta la reforma mientras la combate, la boicotea y la rechaza en los hechos.

 Al secretario de Educación Pública, Emilio Chuayffet, el SNTE le dice “sí pero no”. Expresado en lenguaje popular, los dirigentes del SNTE le juegan el dedo en la boca al secretario. Le toman el pelo, lo burlan, lo torean.

 Esto es posible, entre otras razones, porque, como bien se sabe, los servicios educativos están descentralizados y son manejados por los gobernadores de las entidades federativas. Y ya ha logrado saberse que los líderes del SNTE en los estados han suscrito con los gobernadores acuerdos de aplicación de la reforma educativa que significan en los hechos la plena anulación de ella.

 Por todo lo anterior puede afirmarse que la reforma educativa ha fracasado desde ya. Y que no se observa ninguna posibilidad de que avance o se concrete en lo futuro.

 ¿Qué se imaginó el gobierno? ¿Que los corruptos líderes del SNTE iban a colaborar con una reforma que, dirigida contra los maestros de a pie, afectaría necesariamente el estado de cosas que les proporciona a esos líderes enormes privilegios y riquezas?

 Ahora esas autoridades tienen que luchar, sin posibilidades de éxito, en dos frentes: contra la abierta y decidida insurgencia de los maestros de la CNTE y contra la simulación, la hipocresía y el sabotaje de los viejos líderes del SNTE.

Blog del autor: www.miguelangelferrer-mentor.com.mx

Rebelión ha publicado este artículo con el permiso del autor mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.

Arafat, Canal 9 y Mas

fael Poch de Feliu
Rebelión


¿Quien debió matar a Yaser Arafat? Uhm…, veamos. Si el agente Superlópez estuviera a cargo de la investigación, ¿Cuál sería su lista de sospechosos? Quizá México. Es sabido que Arafat calzaba un 41, el mismo número de zapato que usa el cuñado del jefe de los servicios secretos mexicanos. Es una pista significativa. ¿O quizá Somalia? Un país que está en el cuerno de África, solo podía ser profundamente hostil al líder palestino, que era un opositor radical a las infidelidades matrimoniales. Pero no descartemos a Polonia, país que por razones de proximidad fonética podría haber manejado a su marido, el Polonio, en el atentado…

 Si les parece absurdo nos disculpamos cuando nos disuelvan como medio de comunicación por haber ganado un pleito en los tribunales contra un masivo despido de personal. En la hora de la disolución, en la antesala del paro, todos los periodistas que estuvieron profesionalmente alimentando durante años todo tipo de perradas informativas, descubren su corazoncito rebelde. Nada hay mejor que el paro para convertir en inconformista al disciplinado, asocial e irresponsable “profesional de la información”.

 Servidores que se transforman en héroes rebeldes en la hora de la desgracia. ¡Qué gran espectáculo! El público lo recompensa con un récord de audiencia. Un medio de propaganda a punto de ser cerrado ofrece, con esa disculpa, su único momento de gloria. Les hemos estado mintiendo, hemos sido un aparato al servicio de una clase política facinerosa y les pedimos disculpas, dicen. Los sospechosos no eran México, ni Somalia ni Polonia y su marido -¡bendito Canal 9! Pero entonces ¿quienes son?

 La pregunta no es banal. Arafat fue envenenado en 2004. Han encontrado Polonio en su cuerpo y vestidos. Desde 2002, cuando bombardearon su cuartel general, estaba virtualmente preso en su sede de Ramallah, todo con el beneplácito de Washington y el consentimiento cómplice de sus vasallos europeos. Tenía 75 años y buena salud, pero le pusieron veneno en la comida y falleció entre fuertes dolores en el hospital parisino al que fue evacuado.

 Estamos ante uno de los crímenes del siglo: el dirigente de un pueblo sometido a una política racista y colonial, apoyada por Estados Unidos y la Unión Europea en pleno siglo XXI. Los ejecutores nunca lo ocultaron.

 “Durante muchos años, todos los gobiernos de Israel, fueran laboristas o del Likud, todos ellos, hicieron un esfuerzo por –usaré una palabra sutil para el lector americano- apartarlo de nuestra sociedad, pero nunca lo conseguimos”, le dijo el criminal de guerra Ariel Sharon al periodista estadounidense Jeffrey Goldberg, de la agencia Bloomberg.

 Lo intentaron en Beirut en 1982, luego en Túnez en 1985, donde mataron a decenas de personas en el intento, de nuevo en Ramallah. En total lo intentaron en trece ocasiones explicó Sharon. Finalmente Arafat fue envenenado en 2004.

 El tema no figurará en la visita del President Artur Mas a Israel, país que el gobierno catalán, “considera un referente por su voluntad de superación y por el proceso que ha vivido de constitución en Estado”, señala una información fechada en Barcelona. “Mas comprobará de primera mano que puede hacer un gobierno cuando dispone de los instrumentos de un Estado, tal como él mismo reclama para Catalunya”, explica la información que no menciona la palabra Palestina.

 “Lo fundamental para nuestra independencia es contar con apoyo de quienes cuentan en el mundo, por ejemplo los americanos y los israelíes, que son muy influyentes”, explicaba este verano un diputado de Convergencia i Unió. La conclusión es obvia: cuanto más canalla sea el futuro Estado catalán, tanto más apoyos internacionales de la “gente que cuenta en el mundo” tendrá. Obviamente, cuanto más transformador y social sea el proyecto catalán tantos más enemigos tendrá en ese mismo club. El viaje de Mas es revelador desde ese punto de vista.

Rebelión ha publicado este artículo con el permiso del autor mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.

miércoles, 6 de noviembre de 2013

Voces del Periodista La minería en México: soporte por 400 años

El doctor Juan Ramón Jiménez de León, economista, catedrático y periodista. Uno de los principales críticos a la explotación mercenaria de nuestros recursos del subsuelo por empresas extranjeras. Debe ser la riqueza de México de nosotros los mexicanos NO de EXTRANJEROS


martes, 5 de noviembre de 2013

TRES DIPLOMÁTICAS MEXICANAS: ROSARIO, PATRICIA Y MARISELA La historia no las abolverá por ROBERTO BADILLO MARTÍNEZ

Considero que soy de criterio abierto respecto de la mujer actual y su desempeño en la sociedad: Que ocupe el papel que sus posibilidades intelectuales y sus estudios le permitan. Son amplísimas las posibilidades de la mujer, a saber: Madre, el mayor y más sublime de sus logros, en el que se considera como sagrada su misión y cumplimiento. Compañera del hombre, formando de preferencia un hogar único y sólido, con principios religiosos y familiares. 
En esa situación, la mujer cumple con si misma, con su esposo, con la sociedad y con su país, al ser participe esencial en la formación de niños y jóvenes que seguramente asumirán su misión en la vida: cumplirán sus metas como sus hermanos, harán felices a su pareja futura, se insertarán en la sociedad y en el desarrollo del país, y formarán hogares que continuarán el ciclo de la vida: formar bajo principios religiosos y humanistas a niños y jóvenes que en el futuro servirán a la sociedad y a su patria. 
También tiene otros y amplísimos horizontes: Insertarse en la fuerza de trabajo de su país, decidiendo por si misma las posibilidades y en qué grado serán atendidas por ella misma o por servidores de confianza, las acciones que en su caso se deriven. 
O sea, pueden decidir, ser madres, esposas y trabajadoras o funcionarias y, en tal caso, habrá diferentes posibilidades en su vida. 

Hoy, me voy a referir a tres diplomáticas mexicanas que desgraciadamente se encontraron en su camino, desde diferentes posiciones, en el servicio público, a una propuesta estadounidense, que se hizo realidad en México con el nombre de Iniciativa Mérida. (El solo nombre de iniciativa, ya denota su origen gringo.). 
Y digo “desgraciadamente”, porque esa iniciativa intervencionista, militarista y desestabilizadora, ha costado a nuestro país, sólo en el sexenio de Felipe Calderón Hinojosa, miles de muertos (se habla de setenta u ochenta mil) y miles de desaparecidos, que seguramente están muertos. Se habla de 20 o 30 mil. 
Como se sabe, hay dos presidentes que por sus actos como tales, a favor del imperio y en contra de México, han sido rescatados por los estadounidenses: Ernesto Zedillo Ponce de León, que les entregó los ferrocarriles, institucionalizó los Pidiregas para maniatar absolutamente a Pemex, llevó a cabo la negociación del Hoyo de la Dona, potencialmente fuente de petróleo, y constituyó el Fobaproa, para hacer públicas deudas de banqueros. Todos sabemos que, en México, detrás de un banquero doméstico se encuentra un banquero de la Reserva Federal (EU), de fondos buitres o de dinero negro, trasegado en paraísos fiscales; o bien, un banquero que obtiene ganancias de deudas de países que mensualmente piden prestado para pagar intereses a los mercaderes mundiales. 
El otro, Felipe de Jesús Calderón Hinojosa, cuyo servilismo fue exhibido a lo largo de su sexenio, pero cuya joya de la corona contra México, fue la aprobación de la iniciativa, intervencionista, militarista, entreguista y criminal llamada Iniciativa Mérida. 

A cambio de miserables mil 500 millones de dólares, México entregó su soberanía, permitió la desestabilización por fuerzas mercenarias en nuestro país y miles de mexicanos pagaron con su vida esa intromisión; a otros centenares de miles de personas (cuyos efectos, económicos, sociológicos y familiares, aún no han sido estudiados y por lo tanto cuantificados), los obligó a cambiar sus actitudes de vida, incluso saliendo del país, por la violencia desatada en grandes áreas del territorio nacional. 
Habiendo hecho tal daño a su país, es lógico que los estadounidenses protejan a estos personajes, no sólo para “pagarles” sus servicios, sino para poder utilizarlos, desde diferentes funciones. Con seguridad, el gobierno yanqui entendió también que, siendo traidores a su país, (delito que bien se les puede imputar por sus enormes servicios al suyo), en México habría reacciones en su contra. En México no pasó nada en su contra salvo los desfogues periodísticos. 
Claro que el brazo protector del imperio es muy grande; alcanzó también a otros personajes del México de Felipe Calderón Hinojosa: A Genaro García Luna, quien le dijo al embajador  yanqui: “Usted tendrá toda la información de la secretaría” (de Seguridad Pública, a su cargo) y que, además, según la revista Proceso, pidió perdón a sus amos yanquis por el episodio de Cuernavaca. Algo indigno de un ser humano ante la potencia que humilla. Nunca en la historia de México del siglo XX se produjo algo parecido. Él disfruta en Florida sus riquezas y en seguridad.También el brazo protector alcanzó a la ex procuradora de  Calderón Hinojosa, Marisela Morales Ibáñez. Hoy disfruta como cónsul de México, en una de las ciudades de Europa más ricas, en glamour, moda, diseño y estilo: Milán, Italia. Tendrá muy cerca, a la embajadora de México en Alemania, Patricia Espinosa Cantellano, también protegida yanqui; la puede invitar de compras a Milán, a reponer su vestuario. 
Ambas tendrán, desde México, el apoyo y los consejos de la embajadora emérita de México, Rosario Green, otra personalidad que sirvió a los yanquis durante la implementación de la Iniciativa Mérida en nuestro país. 


Por ello, me referiré brevemente a las tres diplomáticas mexicanas. 
 Como secretaria de Relaciones Exteriores, la doctora Patricia Espinosa Cantellano, es la responsable directa de permitir que Estados Unidos, pusiera en ejecución en México laIniciativa Mérida. Ella acudió a la Cámara de Diputados, en una intervención sin sustento, a explicar esa intervencionista iniciativa que tanto daño hizo al país.

En el Libro Verde de las Fuerzas Armadas, en las páginas 98 a la 107, transcribo las dos intervenciones del suscrito en la comparecencia de canciller en San Lázaro, ante la Comisión de Relaciones Exteriores. En ellas le expuse sin cortapisas, con la sola libertad individual y de diputado federal, lo que iba a pasar y pasó. 
La senadora Rosario Green, en tiempo de la penetración de la Iniciativa Méridapresidenta de la Comisión de Relaciones Exteriores del Senado -que tiene como una de sus funciones la revisión de los Tratados Internacionales de México con otros países-, no hizo absolutamente nada para oponerse a esa intervención estadounidense. Sólo declaraciones por aquí y por allá sin sustento. Por eso pasó sin objeción en el Senado de la República esa Iniciativa militarista. No se reglamentó. Nada se firmó que comprometiera a los dos países y a las personas que participan en el desarrollo de laIniciativa Mérida. 
Por ello, los participantes estadounidenses actuaron sin control, exonerados previamente de responsabilidades; tal vez esa situación fue así, porque la misma funcionaria participó en la definición de los porcentajes de petróleo para México y Estados Unidos en la reserva Hoyo de Dona, en los límites de Estados Unidos y México en el Golfo de México. 

Por lo anterior, Rosario Green es responsable de no cumplir con sus obligaciones desde el Senado,  como presidenta de Relaciones Exteriores, dejando sin reglamentar laIniciativa Mérida, que tanto daño causó al país. 
En resumen, la canciller Patricia Espinosa Cantellano, permitió la Iniciativa Mérida; la senadora Green la dejó pasar sin reglamentarla, y la procuradora Marisela Morales la ejecutó en alianza con los servicios de información de Estados Unidos y la embajada de ese país en México. 
El resultado trágico es por todos conocido: provocaron la tragedia nacional que sufren centenares de miles de compatriotas. La historia ya las juzgó: Sirvieron a Estados Unidos, y no a México, su país. La historia no las absolverá. 

Quedaron impunes sus actuaciones. Incluso, seguirán gozando de las canonjías de la diplomacia mexicana que son conocidas por todos. No escaparán sin embargo, a la grave responsabilidad personal de darle respuesta, como mexicanas, a su conciencia.




viernes, 1 de noviembre de 2013

Se pactó con EU la privatización de Pemex

Miguel Ángel Ferrer
Rebelión


En la empresa estatal Petróleos Mexicanos marchan aceleradamente los trabajos administrativos para echar a la calle a diez mil trabajadores, entre sindicalizados y de confianza. A partir del presente mes de noviembre se pondrá en marcha el proceso administrativo denominado oficialmente “Reestructuración de Pemex” que contempla el cese de la relación laboral entre la empresa y esos diez mil jefes de familia.

 La mismo aconteció hace dos décadas con el conjunto de empresas nacionales de la industria del acero. Fueron echados a la calle varios miles de trabajadores que laboraban, entre otras empresas estatales, en Sidermex y Altos Hornos de México.
Como hace 20 años en la industria siderúrgica y ahora en la petrolera, el propósito final de ese eufemísticamente llamado “ajuste laboral” o reestructuración de las empresas es la entrega de esas riquezas nacionales a manos privadas nacionales y extranjeras. Se buscaba y se busca obviamente “sanear” las finanzas de esas dos corporaciones para entregarlas “sin gravámenes laborales” a los nuevos dueños.

 En el caso de Pemex, a los iniciales diez mil trabajadores despedidos sin duda se sumarán otros tantos o muchos más. Y así, sin “excesivas” cargas laborales, los nuevos dueños podrán explotar la riqueza petrolera mexicana y elevar sustantivamente sus ganancias.
La decisión de mandar al desempleo a esos iniciales diez mil jefes de familia, desde luego, se mantiene en secreto en la empresa. Los altos mandos de Pemex mantienen en la opacidad la criminal determinación. Pero aun así, mediante las inevitables filtraciones de arriba hacia abajo, se ha logrado conocer hasta los nombres de los que resultarán despedidos a partir de este mes de noviembre.

 También desde luego, la inmensa mayoría de los trabajadores de la empresa se resisten a creer que la tal reestructuración implicará esos miles y miles de despedidos, lo que quiere decir que muchas de las próximas víctimas de la guillotina laboral se han tragado la versión oficial de que Pemex no se venderá, que Pemex no se privatizará. Y suponen, en consecuencia, que los despidos implícitos en la reestructuración serán solamente de unos cuantos centenares. “Ojalá a mí no me toque”, se dicen a sí mismos muchos de los nuevos desempleados, guardando la infundada esperanza de salvarse de la guillotina.
Pero oculta o medio oculta, la decisión de echar a la calle a esos miles de trabajadores y la determinación de vender Pemex está tomada. Hay, sin embargo, un problema. Privatizar Pemex implicará que el Estado pierda los cuantiosos recursos dinerarios que aporta la empresa al fisco y que sirven para financiar el Presupuesto de Egresos de la Federación, es decir, el gasto del gobierno.

 Por eso, al tiempo que se prepara la venta de Pemex, el régimen de Peña Nieto anda buscando suplir los ingresos que perderá con la irracional y antipatriótica decisión de privatizar la renta petrolera. Y la única manera de resarcir esa pérdida es el aumento de los impuestos.
Y es tal la desesperación por allegarse nuevos recursos, que el gobierno peñista no ha vacilado en malquistarse con casi todos los sectores de la población: empresarios, trabajadores, comerciantes, habitantes de las zonas fronterizas, rentistas. ¡Qué absurdo! Si ya tiene el gobierno en la bolsa el dinero que aporta Pemex, para qué perderlo y andar lastimando innecesariamente a cien millones de mexicanos por la vía de la exacción tributaria.

 La única explicación para esa irracional conducta económica ya la ha dado el líder de la izquierda mexicana, Andrés Manuel López Obrador: se pactó con Washington la privatización de Pemex, y ahora hay que cumplir el compromiso o atenerse al enojo y a las represalias del imperio.



 Blog del autor: www.miguelangelferrer-mentor.com.mx

Rebelión ha publicado este artículo con el permiso del autor mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.